Hace 6 años Gareca eligió a Cueva  sobre el favorito Benavente: hoy el futbolista ejemplar no existe en la selección mientras el protagonista de ampays es indiscutible
Hace 6 años Gareca eligió a Cueva sobre el favorito Benavente: hoy el futbolista ejemplar no existe en la selección mientras el protagonista de ampays es indiscutible

ha sido clave en la selección peruana que dirige , es cierto. Desde el 2015 se impuso al favoritismo que impulsaba a . Como lo es en estos tiempos, el diminuto volante ha tenido picos máximos de protagonismo y aceptación dentro de la afición por sus buenas actuaciones en la bicolor. Sin él, el juego del equipo se reciente. Con él, se juega mejor pese a que fuera de las canchas haya ruido por su vida privada.

Christian Cueva es fundamental en la pizarra de Ricardo Gareca, quien no ha logrado encontrar un reemplazo acorde con el rendimiento esperado. Lo más cercano, por años, fue Cristian Benavente, el mediocampista que apareció en las menores de Real Madrid y que muy rápido se ganó el cariño de todos por su entrega, su disciplina y su perfil profesional dentro y fuera de los campos. Sin embargo, nunca llegó a ofrecerle a Gareca eso que buscaba: el juego pícaro de ruptura en ataque. Nunca fue porque nunca pudo.

Las pocas veces que le tocó jugar a Benavente no fue de enganche. Esa posición estaba reservada para Christian Cueva, quien le ganó la pulseada desde aquella convocatoria a la Copa América 2015, donde el favorito por la hinchada para ser convocado era Benavente, pero terminó siendo Cueva, quien la pasaba mal en Alianza Lima. Gareca apostó a muerte por el jugador y desde entonces le ha dado resultado para las sociedades que buscaba.

Benavente vs Cueva

Hoy, Christian Benavente, con una larga lista de ampays televisivos y protagonista de casos públicos como hasta de orinar en la vía pública, sigue siendo determinante en el juego de la selección peruana. En el triunfo sobre Ecuador lo fue con una nueva sociedad: se juntó con Gianluca Lapadula y la destrozaron. ¿Gareca es capaz de sacrificar esa nueva relación de juego que también funcionó? Al parecer, no. En la previa ante Brasil, Gareca prefirió pasar por alto la disciplina y enfocarse en el fútbol.

A la par, mientras que Cueva ha tenido altibajos profesionales, Benavente ha sido aún más irregular. Nunca llegó a consolidarse en Europa. Lleva 4 meses sin jugar y no ha sido titular en su último equipo. Quizá la mayor diferencia sea que el primero siempre tuvo el apoyo del Tigre, mientras el segundo debió luchar contra la exigencia de las convocatorias, solo.

LEE ADEMÁS