Gareca no seguiría tras Rusia 2018: ¿Cuánto costará retenerlo?

Gareca no seguiría tras Rusia 2018: ¿Cuánto costará retenerlo?

El técnico de la selección peruana finaliza contrato tras el Mundial de Rusia 2018

El dinero no es problema. Ya lo advirtió el presidente de la Federación Peruana de Fútbol, Edwin Oviedo. ¿Y entonces? Qué tendría que suceder para que el técnico Ricardo Gareca decida prolongar su estadía al mando de la selección peruana tras el Mundial de Rusia 2018.

Objetivo cumplido: Rusia 2018

Ricardo Gareca alcanzó lo impensable: clasificar a la selección peruana al Mundial de Rusia 2018, tras 36 años de ausencia mundialista. El logro, obviamente, provocó un cariño desmesurado de la afición por el argentino, pero también trajo consigo una urgencia: que el trabajo hecho por Gareca se prolongue hasta las próximas eliminatorias.

La selección peruana va a Rusia 2018 con la ilusión de cumplir un buen papel. No hay presión alguna en alcanzar las fases finales. El objetivo ya está cumplido y ahora queda seguir creciendo. Fortalecer el grupo y añadir nuevas variantes. Que crezca el universo de jugadores con potencial para competir a nivel internacional.

El problema no sería económico

La FPF recibió 9 millones de euros tras la clasificación de la selección peruana a Rusia 2018, además de 1.5 millones para cubrir la logística necesaria con miras al Mundial. Ya lo dijo Oviedo, dinero hay. ¿Qué falta?

Es muy probable que tras el Mundial de Rusia 2018, otras selecciones se fijen en Ricardo Gareca. Inclusive, es muy seguro que ya hay varios clubes o selecciones haciéndole seguimiento o intentando establecer contacto. Argentina asoma como un candidato seguro en caso Sampaoli sea un desastre en Rusia. La albiceleste, además de ofrecer mucho dinero, tiene el poder de convencimiento en la nacionalidad. Qué argentino no sueña con dirigir a su país.

Qué ofrecerle a Gareca

Por eso la FPF necesita plantearle un trabajo muy serio que supere el aspecto económico. Los pilares ya se están colocando con el trabajo en menores teniendo a Ahmed como cabeza, pero hace falta mucho más. Un trabajo a largo plazo que ocupe también al torneo local, tan vapuleado en los últimos años. Solo así sería posible convencer a Ricardo Gareca de quedarse. El costo es alto, no por lo económico, sino más bien por el esfuerzo necesario para seguir enderezando todo el sistema hacia un mismo norte.

Comentarios