La maldición de los jotitas?: Antony Molina a punto de ir preso

La maldición de los jotitas?: Antony Molina a punto de ir preso

En el 2007 nos dieron la alegría más grande que un pueblo futbolero como el Perú, puede recibir. Bajo las órdenes del gran Juan José Oré, llegaron al mundial (Sub 17) y nos hicieron vibrar con su entrega en cada partido. Pero, qué ha pasado con esta generación de 'jotitas'?. Parece que le cayó una maldición, que no los deja concentrarse en lo que verdaderamente interesa. Rei' de las fiestas El primero en caer en escándalos fue Reimond Manco. La estrella de esta selección se vio involucrado primero en situaciones complicadas con bailarinas y vedettes del medio local. Su triste paso por Alianza Lima, en donde paso de ser idolatrado a odiado en cuestión de horas, lo llevó al PSV holandés, ahí una lesión lo marginó de lo que podría ser un gran futuro para el peruano, quien a su vuelta al Perú, siguió inmerso en problemas. Después de su matrimonio con una modelo, y cuando muchos pensaban que por fin se calmaría, pues había sido convocado a la selección de Markarián, decidió escaparse de la concentración nacional que se encontraba en Panamá y disfrutar de una noche de juerga. Sin pedir disculpas, el 'Rei' pasó al fútbol mexicano, de donde salió corriendo, pues en una noche de alcohol, terminó golpeado y amenazado. A su nuevo regreso, al Juan Aurich, y cuando el equipo norteño estaba a pocos partidos de quedarse con el campeonato local fue protagonista de un nuevo ampay en las playas norteñas. Qué más se espera de este jugador?. Correa positivo Hasta ese momento, solo Manco, había acaparado en mal sentido, a los medios de prensa, pero luego, hace unos cuantos meses nada más, otro 'Jotita' caería en 'desgracia'. Gary Correa, había intentado abrirse paso en el medio local, hasta que lo consiguió. Se esforzó tanto para sobresalir en el Juan Aurich, que consiguió que otro equipo como el FBC Melgar se fijara en él. Cuando todo marchaba bien para el novel jugador, un doping lo marginaría del resto del campeonato. El jugador alegó que el doping positivo que arrojó por cocaína, había sido por un mate de coca que había tomado un día antes del partido. Pero la contraprueba arrojó lo contrario, y el club se desentendió de él. Ahora? Se dedica a su familia y a su empresa de música, con la esperanza de volver en algún momento nuevamente a lo que le apasiona: Jugar al fútbol. Terror en las pistas Siempre muy callado, cauto y al parecer muy centrado. Anthony Molina, nunca dio muestra de ser un chico problema. Sin embargo a sus 21 años estaría a punto de ir preso. el motivo? En completo estado de ebriedad arrolló a una mujer de 37 años trabajadora de Emape. El papá del joven ha salido en su defensa, pero todo hace indicar que él iba conduciendo el vehículo que además se dio a la fuga para intentar escapar de la responsabilidad. Molina, ya se encuentra en la carceleta de la Fiscalía de la Nación y en las próximas horas estaría siendo trasladado a prisión.
Comentarios