Tres historias de selección en busca de reinventarse en el 2018

Tres historias de selección en busca de reinventarse en el 2018

Alcanzaron selección peruana en su momento y hoy tienen la presión de romperla en el Descentralizado 2018

El 2018 arrancó de manera atípica, con más peruanos partiendo al extranjero que volviendo al torneo doméstico, como sucedía en los últimos años. Sin embargo, hay dos figuras prominentes hace unos años que vuelven al Descentralizado para levantar cabeza o para reinventarse. Tal es el caso de Jean DezaChristofer Gonzales. Otro que vuelve, digamos, porque ahora sí recae sobre él la responsabilidad absoluta del arco de Universitario de Deportes, es Raúl Fernández. Un jugador que tras años de ser reducido a un rol menor, tiene este 2018 la obligación de asumir el grado de figura en el momento más complicado del club.

JEAN DEZA ESTÁ DE VUELTA

Tras un año sin jugar, Jean Deza vuelve al fútbol peruano. Lo hará con el Sport Huancayo ya lejos de Europa, lejos de la selección peruana y del fútbol de primer nivel. Ha sus 24 años parece haber vivido demasiado y ahora dice estar dispuesto a romperla. Aún sueña con la selección peruana y su reto no es menor: sepultados por los prejuicios y los escándalos, el delantero está dispuesto a "renacer" en la cancha. Ya habilitado, espera ganarse un lugar en Sport Huancayo.

CHRISTOFER GONZALES VUELVE

Christofer Gonzales se fue como figura de Universitario de Deportes y promesa de la selección peruana. Hoy vuelve con Sport Rosario. Sin minutos en Colo Colo y con muy bajo nivel el tiempo que estuvo en César Vallejo el 2016, ahora con 25 años puede que sea su última gran oportunidad.

RAÚL FERNÁNDEZ, VUELA

Por varias temporadas Raúl Fernández perdió protagonismo, volvió a Universitario de Deportes, donde se quedó como banca. Ahora, en el momento más difícil del club le toca asumir la posición de héroe y figura. Cuando le tocaba ser figura, cometió un error brutal ante Oriente Petrolero en la Copa Libertadores. Ahora, tiene la presión de reinventarse, de levantarse y retomar la postura de relevante. Difícil, pero no imposible. 

Comentarios