Recuerda la vez que un Maradona jugó en el fútbol peruano [VIDEO]

Recuerda la vez que un Maradona jugó en el fútbol peruano [VIDEO]

Raúl 'Lalo' Maradona llegó al Perú para reforzar a Deportivo Municipal el año 1998. su paso por el fútbol peruano fue una decepción

Para entender la llegada de Lalo Maradona al Perú, hay que situarnos en el contexto del país de inicios del año 1998. Nolberto Solano jugaba en Boca Juniors, fue elegido el segundo mejor jugador de América y se había hecho amigo de Diego Maradona que jugaba sus meses de carrera futbolística. Diego lo había apodado como el ‘Maestrito’. El apodo hacía que nos sintiéramos más patriotas que nunca, y el apellido Maradona estaba constantemente en el vocabulario del peruano.

Deportivo Municipal había realizado una fuerte inversión para volver a ser el de antes. Los jales estrellas llegaron de todas partes.Roberto Martínez y el africano Prince Amoako. Roberto y Lalo Maradona aparecían en portada de los principales medios deportivos del Perú. La dupla ‘Ma-Ma’ no daba buen presagio de lo que podían ofrecer. Sonaba ridículo. Roberto ya estaba involucrado en la farándula y de Maradona no se sabía nada. Pero, en fin, es un Maradona, algo de talento debe tener. Para lástima de muchos, no existía YouTube para al menos emocionarse con 5 segundos de una gran jugada.

El día elegido para ver en acción a Lalo fue un 31 de enero de 1998. Un amistoso que casi llenó el Estadio Nacional. Fueron 40 mil espectadores. Deportivo Municipal enfrentó a Platense y Lalo anotó uno de los goles para la victoria por 3-2. Se emocionó hasta las lágrimas y dedicó su gol a su hermano Diego. No tuvo un gran partido, pero tampoco lo hizo mal, fue victoria. Lo justo y necesario para un amistoso.

El destino quiso que ‘Lalo’ no pueda jugar la primera fecha porque su pase no llegaba. Deportivo Municipal perdió ese primer partido y la esposa del argentino tuvo que viajar para agilizar la llegada de sus papeles. Que quede claro que, para muchos, Municipal perdió porque Lalo Maradona no jugó. Mientras había esa pausa que no dejaba disfrutar de su virtuosismo a gotas. Lalo ocupaba su tiempo concediendo entrevistas donde el tema Diego Maradona jamás faltaba.

Balerio, arquero de Cristal había aconsejado que Diego se retire por un tema de edad. Esto provocó la molestia del hermano menor que respondió: “Si es por edad, él también debería retirarse. Lo voy a jubilar a punta de goles”, fueron las palabras de un furioso hermano, que sintió que le faltaban el respeto al prestigio futbolístico de los Maradona. La espera terminó y pudo debutar ante Juan Aurich. Victoria 1-0, y a pesar del triunfo, el verdadero Lalo Maradona empezaba a asomar: lentito y con poco estado físico. Cualquier hijo de vecino podía jugar como Lalo, solo que él se apellidaba Maradona, y eso era suficiente para darle al menos una oportunidad.

En la tercera fecha ante la ‘U’, Lalo ya mostraba lo que mejor sabía hacer: caminar. Ya se empezaba a murmurar que era una estafa. Él lo desmintió en esa misma semana. “No soy un estafador”, y aclaró que no es Diego y solo trata de aportar al equipo. Aquella noche donde destacó mínimamente ante Platense sería su mejor momento. Fue un ‘one hit wonder’ de verano. En toda la polémica, Lalo se daba el tiempo para jurar y rejurar que Diego Maradona estaba cerca de llegar al Perú para visitarlo. Diego Maradona nunca se asomó por el Perú, así como Lalo nunca pudo destacar y terminó saliendo de Municipal 1 mes después.

LEE ADEMÁS:

#SelecciónPeruana: Reacciones de prensa ecuatoria por lesión de Gallese https://t.co/GM4MAIJwdi pic.twitter.com/p2pJlVEpMU

— Diario El Bocón (@elbocononline) 23 de agosto de 2017

Comentarios