Gerardo Carpio

Gerardo Carpio

Apuntes Posclásico

Más allá del resultado del clásico, tanto Pedro Troglio como Pablo Bengoechea han sacado buenos apuntes para mejorar y corregir en cara a lo que resta en el Torneo de Verano y mirando ya de cerca los Apertura y Clausura. Para el argentino, debutar con una goleada frente al 'compadre' ha sido un aliciente extra para lo que puede realizar en el futuro. Mientras que para el uruguayo, ha sido un golpe certero que lo hace aterrizar a su realidad y observar mejor las falencias que arrastra su equipo desde partidos anteriores.

Troglio tuvo estas semanas previas a su debut para recuperar jugadores que fueron descartados, como Alexi Gómez y Alberto Quintero, justamente autores de los goles a Alianza. En el once titular, la presencia de ambos le ha dado mayor vértigo en ataque, mejor salida por las bandas y buen contragolpe. Falta ver cómo se puede integrar Juan Vargas a ese esquema, además de Manicero y Guastavino, habituales titulares del comando técnico anterior. También tuvo buenos resultados con su primera línea de volantes, con Figuera a la cabeza, que hicieron pressing y no dejaron jugar a sus pares íntimos. Al menos, para el DT crema tendrá cuatro cotejos en Lima (frente a UTC, Juan Aurich, Municipal y Comerciantes Unidos) de los cinco que le restan en el certamen (la única salida es a Cusco para rivalizad ante Real Garcilaso), para demostrar que el triunfo en el clásico no fue mera casualidad.

Mientras que en Alianza, para Bengoechea viene una tarea complicada. El mismo entrenador ha asegurado que su trabajo es a largo plazo y que su objetivo principal es el título nacional. Con menos chances en el Torneo de Verano (se alejó cuatro puntos del líder UTC en su grupo), el 'Profesor' tiene estas cinco fechas que le restan (Municipal, Comerciantes, Sport Huancayo, Garcilaso y el mismo conjunto cajamarquino) para corregir errores que hasta el momento no ha podido subsanar. Deberá trabajar más en la marca a presión, algo que no se vió en el duelo del sábado en el Monumental. Prueba de ello fue la tranquilidad con que Figuera ejecutó el disparo que terminó en el primer tanto de los cremas; no tuvo ningún íntimo siquiera que le haga sombra. Además de darle mayor movilidad a su mediocampo y encontrar un socio ideal a 'Neka' Vílchez, que sólo jugó en el complemento, cuando su equipo ya tenía tres goles encima.